EDUCACIÓN

¡Hay momias en Toluca y viven en la UAEMéx!



El Edifico Central de Rectoría alberga tres museos: el Museo de Historia Universitaria; Museo Observatorio Meteorológico Universitario y el Museo Universitario de Historia Natural; es en este último donde habita un personaje conocido por muchos: El Padre Botello, una de las seis momias que son acervo patrimonial de la Universidad Autónoma del Estado de México.

Los cuerpos que permanecen en el Museo Universitario de Historia Natural tienen diferencias importantes con respecto a las momias de Guanajuato. (Foto: Judith Chacón)

Esta colección de momias llegó al entonces Instituto Científico y Literario de Toluca alrededor del año 1890 y es que, aunque no existe un dato preciso, hay un documento que hace mención que esta momia fue trasladada y entregada al instituto en ese año. La historia del Padre Botello cuenta que un hombre español que llegó a San Antonio Acahualco se hizo pasar por sacerdote. Debido a su gusto por el alcohol y por acusaciones de abuso sexual; los habitantes de esa comunidad lo condenaron a la horca.

Las otras cinco momias que habitan en el Edifico de Rectoría, son dos mujeres adultas, un bebé y dos niños de entre tres y cinco años. De acuerdo con la directora del Museo Universitario de Historia Natural, Karla Andrea Ambriz Bernaldez, fueron localizadas en el atrio de una iglesia en Almoloya de Juárez. La teoría sobre estos cuerpos señala que estas cinco personas eran familia, la mamá y abuelita de los dos niños y un bebé. Se cree que se enfermaron de disentería, una enfermedad infecciosa por lo que toda la familia se contagió y murió. Para evitar un contagio masivo, se decidió enterrar a los cinco cuerpos en el atrio de una iglesia echándoles cal para evitar la propagación de la enfermedad.

La especialista explicó que se cree que estos seis cuerpos lograron momificarse debido al uso de cal al ser enterrados; pues señaló que el valle de Toluca no cuenta con dos condiciones indispensables para el proceso de momificación: clima cálido y salinidad.

“¿Cómo se da el proceso de momificación de estos cuerpos? Es curioso porque todo el valle de Toluca no es considerado como un lugar minero donde haya sales. Probablemente, en el caso del Padre Botello no es bien conocido porque como se cuenta que fue desenterrado en una iglesia aquí en Toluca entonces no se sabe bien cómo fue la momificación. Lo que creemos es que estos cuerpos fueron rociados con cal. Entonces, la cal sí es un desecante que produce que el agua del cuerpo se evapore, se deshidrate y quedan momificados. Eso es lo que creemos, más las condiciones que creemos que ayudaron a que se preservaran así ya momificadas”, señaló.

Los cuerpos que permanecen en el Museo Universitario de Historia Natural tienen diferencias importantes con respecto a las momias de Guanajuato, ya que tienen mejor estado de conservación y no presentan mal olor; estas condiciones son atribuidas a la temperatura que prevalece en Toluca.

Aunque existen al menos un par de historias sobre la procedencia de estas momias; son necesarios todavía diversos estudios científicos para confirmar o descartar estas teorías. Es por ello que en el año 2016, inició un estudio multidisciplinario donde trabajó el antropólogo físico Héctor Favila y las doctoras Petra Sánchez y Karla García realizando diversos análisis científicos a las momias para determinar factores como edad y causa de muerte. Parte de los resultados de estos estudios se darán a conocer este año en una exposición en la que el público podrá admirar los seis cuerpos momificados. La exposición aún no tiene una fecha determinada pero la bióloga Karla Andrea Ambriz Bernaldez adelantó que sería hacia la segunda mitad de 2024.

“Este año, el Museo Universitario de Historia Natural cumple 140 años desde su formación como Gabinete de Historia Natural y siendo ésta una de las colecciones más emblemáticas del museo, queremos celebrarlo con esta exposición. La idea es que sea este mismo año, entre el segundo y tercer trimestre de este año”, adelantó.

Mientras se concreta la exposición de las momias que habitan en el Edifico Central de Rectoría en Toluca, el público puede ver los cuerpos momificados que están exhibidos, dos de las seis momias, en el Museo Universitario de Historia Natural “Dr. Manuel M. Villada” cuyo horario es de lunes a viernes de 10 de la mañana a cinco de la tarde para el cual el acceso es gratuito.

Comentarios

comentarios

Related Articles

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Back to top button

Seo Tools Seo Tools Seo Tools Seo Tools Seo Tools Seo Tools Seo Tools Seo Tools Seo Tools Seo Tools Seo Tools Seo Tools Seo Tools Seo Tools Seo Tools Seo Tools Seo Tools Seo Tools Seo Tools Seo Tools Seo Tools Seo Tools Seo Tools Seo Tools Seo Tools Seo Tools Seo Tools Seo Tools Seo Tools Seo Tools Seo Tools Seo Tools Seo Tools Seo Tools Seo Tools Seo Tools Seo Tools Seo Tools Seo Tools Seo Tools Seo Tools Seo Tools Seo Tools Seo Tools Seo Tools Seo Tools Seo Tools Seo Tools Seo Tools Seo Tools Seo Tools Seo Tools Seo Tools Seo Tools Seo Tools Seo Tools Seo Tools Seo Tools Seo Tools Seo Tools Seo Tools Seo Tools Seo Tools Seo Tools Seo Tools Seo Tools Seo Tools Seo Tools Seo Tools Seo Tools Seo Tools Seo Tools Seo Tools Seo Tools Seo Tools Seo Tools Seo Tools Seo Tools Seo Tools Seo Tools Seo Tools Seo Tools Seo Tools Seo Tools Seo Tools