SALUD

GOBIERNO DE KARLA FIESCO DE LA MANO CON EJIDATARIOS DE TEPOJACO

_Se regularizarán mil 700 predios y se beneficiarán a siete mil 500 habitantes_

La alcaldesa Karla Fiesco García junto a la titular de Desarrollo Urbano, Yazmín Miranda Bustamante, llevaron a cabo la Firma de Convenio con el Ejido de San Francisco Tepojaco a fin de brindar certeza al patrimonio mediante asesorías jurídicas y acompañar al ejido a realizar las cuestiones necesarias ante la Procuraduría Agraria y el Registro Agrario Nacional para gestionar los títulos de propiedad con el cual se regularizarán mil 700 predios y se beneficiarán a siete mil 500 habitantes.

Con dicho convenio, el Gobierno Municipal de Cuautitlán Izcalli realizará la certificación de las vías públicas existentes y la incorporación de las vialidades que sean necesarias, la asignación de las claves catastrales para los lotes del asentamiento humano, autorización para el desarrollo de asambleas simple y de formalidades, dictamen técnico municipal, así mismo autorizar el dictamen técnico municipal del polígono de asentamiento humano del ejido de Tepojaco al Plan Municipal de Desarrollo Urbano.

Por otra parte, el ejido de San Francisco Tepojaco otorgará constancias de posesión a cada uno de los poseedores de cada lote del Asentamiento Humano, entregará los productos cartográficos los medios magnéticos para obtener los planos internos e individuales de cada uno de los lotes, las vialidades primarias, secundarias y andadores. De igual forma, los avecindados se comprometen a pagar los impuestos consistentes en el pago de predial y otras Operaciones Traslativas de Dominio de Inmuebles.

Con estas acciones la Presidenta Karla Fiesco García, muestra su compromiso con los habitantes de Cuautitlán Izcalli, dando certeza jurídica en su patrimonio.

-0-

Related Articles

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Back to top button

NGOKCAY NGOKCAY NGOKCAY NGOKCAY NGOKCAY NGOKCAY NGOKCAY NGOKCAY NGOKCAY NGOKCAY NGOKCAY NGOKCAY NGOKCAY NGOKCAY NGOKCAY NGOKCAY NGOKCAY NGOKCAY NGOKCAY NGOKCAY NGOKCAY NGOKCAY NGOKCAY NGOKCAY NGOKCAY NGOKCAY NGOKCAY NGOKCAY NGOKCAY NGOKCAY NGOKCAY NGOKCAY NGOKCAY NGOKCAY NGOKCAY NGOKCAY NGOKCAY NGOKCAY NGOKCAY NGOKCAY NGOKCAY NGOKCAY NGOKCAY NGOKCAY NGOKCAY NGOKCAY NGOKCAY NGOKCAY NGOKCAY NGOKCAY NGOKCAY NGOKCAY NGOKCAY NGOKCAY NGOKCAY NGOKCAY NGOKCAY NGOKCAY NGOKCAY NGOKCAY NGOKCAY NGOKCAY NGOKCAY NGOKCAY NGOKCAY NGOKCAY NGOKCAY NGOKCAY NGOKCAY NGOKCAY NGOKCAY NGOKCAY NGOKCAY NGOKCAY NGOKCAY NGOKCAY NGOKCAY NGOKCAY NGOKCAY