EDUCACIÓN

GEM impulsa cuidado del agua a través de la actividad cultural Tlazoj Kiahuitlen



Como parte de la nueva política del agua implementada por el Gobierno de la Maestra Delfina Gómez Álvarez y para impulsar una cultura del cuidado del vital líquido, Pedro Moctezuma Barragán, Secretario del Agua, invitó a la población a asumir una corresponsabilidad en el cuidado del agua para garantizar su acceso al vital líquido, al participar en la actividad cultural Tlazoj Kiahuitlen, que traducido del náhuatl significa “Cariño a la lluvia”.

Pedro Moctezuma Barragán, Secretario del Agua, destaca la importancia de cambiar la concepción mercantilista del agua y concebirla como un derecho humano fundamental.

Acompañado por Elizabeth Terrazas Ramírez, Presidenta Municipal de Texcoco, destacó que la nueva política del agua contempla diversas acciones, como la instalación de sistemas de captación de agua de lluvia en instituciones escolares e intervenciones en diversos sectores que garanticen el libre acceso al recurso hídrico para todos, sin olvidar el compromiso con el cuidado y la preservación de los humedales y su biodiversidad.

Asimismo, señaló la importancia de cambiar la concepción del agua como mercancía y concebirla como un derecho humano fundamental y accesible para todos, tal y como lo ha planteado la Gobernadora del Estado de México Delfina Gómez.

El Secretario, junto con integrantes de pueblos originarios, rindieron culto a Tláloc, Dios de la lluvia, y a Chalchihuitlicue, “la Señora de las Aguas”, instalando una ofrenda en su honor, como parte de un ritual milenario de las culturas originarias.

El evento cultural estuvo amenizado por cantantes de trova, grupos de rap en náhuatl, cuenta cuentos y danzas prehispánicas, de integrantes de comunidades originarias.

Comentarios

comentarios

Related Articles

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Back to top button

SIBAKU SIBAKU SIBAKU SIBAKU SIBAKU SIBAKU SIBAKU SIBAKU SIBAKU SIBAKU SIBAKU SIBAKU SIBAKU SIBAKU SIBAKU SIBAKU SIBAKU SIBAKU SIBAKU SIBAKU SIBAKU SIBAKU SIBAKU SIBAKU SIBAKU SIBAKU SIBAKU SIBAKU SIBAKU SIBAKU SIBAKU SIBAKU SIBAKU SIBAKU SIBAKU SIBAKU SIBAKU SIBAKU SIBAKU SIBAKU SIBAKU SIBAKU SIBAKU SIBAKU SIBAKU SIBAKU SIBAKU SIBAKU SIBAKU SIBAKU SIBAKU SIBAKU SIBAKU SIBAKU SIBAKU SIBAKU SIBAKU SIBAKU SIBAKU SIBAKU SIBAKU SIBAKU SIBAKU SIBAKU SIBAKU SIBAKU SIBAKU SIBAKU SIBAKU SIBAKU SIBAKU SIBAKU SIBAKU SIBAKU SIBAKU