POLÍTICA

Ayuntamiento de Toluca, continúa atendiendo la escasez de agua



El Ayuntamiento de Toluca tiene identificadas entre 80 y 90 pipas propiedad de particulares que están haciendo el reparto de agua a través de la venta de dichos contenedores buscando atender la problemática de escasez que se vive en buena parte del territorio estatal.

Juan Maccise Naime, Presidente municipal de Toluca señaló que adicional a esto se tienen 22 unidades que están haciendo el reparto gratuito del líquido en todo el municipio, focalizando las 17 que se han visto afectadas por la disminución del suministro del Sistema Cutzamala.

El alcalde refirió que no se detendrán las actividades de reparto por el periodo vacacional de semana Santa y se darán a conocer las sanciones a la población por el eventual desperdicio del líquido.

“Tenemos la campaña de cuidado del agua, seguimos con la repartición de pipas, seguimos con la rehabilitación de pozos seguimos otorgando tinacos a las colonias que lo necesiten”

Indicó que además se avanza en los lineamientos por parte de las áreas jurídicas tanto del ayuntamiento como de agua y saneamiento para conocer el censo de empresas que están prestando el servicio, las capacidades y costos que se están ofertando a la población, y eventualmente los abusos que pudieran cometerse.

La repartición por parte del Ayuntamiento de manera gratuita, se da coordinación con los delegados y de acuerdo a las necesidades que se vayan presentando en diferentes puntos de la Capital.

Comentarios

comentarios

Related Articles

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Back to top button

GASRUK GASRUK GASRUK GASRUK GASRUK GASRUK GASRUK GASRUK GASRUK GASRUK GASRUK GASRUK GASRUK GASRUK GASRUK GASRUK GASRUK GASRUK GASRUK GASRUK GASRUK GASRUK GASRUK GASRUK GASRUK GASRUK GASRUK GASRUK GASRUK GASRUK GASRUK GASRUK GASRUK GASRUK GASRUK GASRUK GASRUK GASRUK GASRUK GASRUK GASRUK GASRUK GASRUK GASRUK GASRUK GASRUK GASRUK GASRUK GASRUK GASRUK GASRUK GASRUK GASRUK GASRUK GASRUK GASRUK GASRUK GASRUK GASRUK GASRUK GASRUK GASRUK GASRUK GASRUK GASRUK GASRUK GASRUK GASRUK GASRUK GASRUK GASRUK GASRUK GASRUK GASRUK GASRUK GASRUK GASRUK GASRUK GASRUK GASRUK GASRUK GASRUK GASRUK GASRUK GASRUK GASRUK GASRUK GASRUK GASRUK GASRUK GASRUK GASRUK GASRUK GASRUK GASRUK GASRUK GASRUK GASRUK GASRUK GASRUK GASRUK GASRUK GASRUK GASRUK GASRUK GASRUK GASRUK GASRUK GASRUK GASRUK GASRUK GASRUK GASRUK GASRUK GASRUK GASRUK GASRUK